miércoles 22, noviembre 2017 | Actualizado 15:22
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

La "Barbie real", telepática: habla con los extraterrestres y enseña "espiritualidad"

07/08/2013 16:40 hs
La modelo ucraniana Valeria Lukyanova se ha convertido en una celebridad en Internet por sus extraños consejos.
La modelo ucraniana Valeria Lukyanova, más conocida como la "Barbie de la Vida Real", se ha convertido en una celebridad de Internet por el terrorífico parecido con la popular muñeca pero además por sus extrañas "enseñanzas espirituales".

 

La joven que con apenas 23 años modificó quirúrgicamente su cuerpo para parecerse a Barbie, no sólo enseña tips de dieta y maquillaje, sino también asegura que se comunica con los extraterrestres y que cotidianamente realiza viajes astrales.

 

En el nuevo documental que protagoniza, llamado Space Barbie, la modelo habló sobre su trabajo como maestra espiritual y la contraposición con su frivola apariencia, para algunas personas.

 

"Puedo viajar por todo el mundo, pasado y futuro. Y comparto mis ideas sobre la dieta con las personas", aseguró Valeria, en una extensa entrevista con el portal The Daily Beast.

 

Sobre su comunicación con extraterrestres, la cual aparece en su próximo libro, relató: "Es todo el tiempo. Pero no me comunico verbalmente -hablamos en el lenguaje de la luz-. He aprendido de ellos. Ahora sé que mi espíritu es muy viejo. Y también que los humanos son la civilización menos sofisticada -estamos en el nivel más bajo de la evolución-. Los extraterrestres me han ayudado ha entender todo sobre la creación de nuestro mundo. Y sucede que la verdad no tiene mucho que ver con cómo las religiones la han interpretado".

 

Por este motivo, la rubia afirma que no quiere tener un hijo en este mundo, ya que su espíritu sabe que no es "humana" y ella pertenece a las estrellas. Este tema disparó una incógnita sobre la identidad de su marido, cuyo nombre no fue revelado y según dejó entrever la ucraniana, podría ser de otro planeta.

TAGS
valeria lukyanova, barbie de la vida real,
Enviá tu comentario
Seguí leyendo...