martes 25, junio 2019 | Actualizado 00:27
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

La frase de Gustavo Alfaro para alentar a los jugadores: "Lo de River fue peor porque se fue al descenso"

05/05/2019 17:50 hs
El entrenador del "Xeneize" aseguró que utilizó el ejemplo de cómo el "Millonario" se repuso después de perder la categoría para sacar adelante a sus jugadores después de tres finales perdidas.
En los pasillos de la Boca se respira otro aire luego de la conquista de la Supercopa Argentina ante Rosario Central en Mendoza, que cortó con una sequía de títulos de un año y con una racha de tres finales consecutivas perdidas.

Es así que el equipo dirigido por Gustavo Alfaro encara el final de la temporada con una sonrisa, no solo por tener un galardón en su espalda, sino también por tener prácticamente asegurado el boleto a los octavos de final de la Copa Libertadores (aún le queda definir si lo hace como primero o segundo de su grupo) y seguir en carrera en la Copa de la Superliga.

Claro que en las ultimas hora, Lechuga sorprendió con una declaración acerca de River, que si bien se puede tomar como una chicana si se la lee fuera de contexto en realidad esconde un gesto de nobleza, fiel al estilo que predica el entrenador.

Consultado por cómo motivó a sus jugadores antes del choque con el Canalla, teniendo en cuenta que en las últimas tres definiciones -por la Supercopa 2015 ante San Lorenzo, por el mismo trofeo de la edición 2017 ante el Millonario y la última Superfinal en Madrid- el Xeneize se volvió con las manos vacías. "Boca había perdido las últimas tres finales y hoy ya no podés hablar de eso. Por eso era importante ganar, era revertir la tendencia. Yo analicé: ¿desde dónde planteo la final? Elegí pararme del lado del Boca campeón que estaba jugando esta copa por lo que habían conseguido Guillermo y los jugadores. Quería que Boca fuera más Boca que nunca. Lo analicé desde ese lugar y les dije: 'No hay otra cosa en la cabeza que ganar esta final'", explicó en una entrevista con el diario Olé el estratega de 56 años.

A Lechuga se le mencionó el caso del Millonario, que en 2011 perdió al categoría y en siete temporadas volvió al primer plano internacional con la conquista de dos Copas Libertadores y si eso fue utilizado como ejemplo con su plantel. "Sí, se los dije a los jugadores. Peor, lo de River fue mucho peor, porque se fue al descenso. Y volver desde el descenso hacia donde lo construyó... A mi entender, como analista de fútbol, no existen los pisos y los techos. Un equipo deja de caer cuando asume que está mal. Ahí estás preparado para avanzar. Nosotros empezamos a construir desde ese lugar. Eso es lo que River pudo hacer para reconstruir esta realidad. Obviamente, pasando por distintos procesos de entrenadores hasta desembocar en Gallardo. Y Boca, sin haber sufrido esas cosas, estas tres finales lo hicieron caer en su espíritu competitivo y en su vocación ganadora. Se los dije desde el primer día: 'Hasta que no nos saquemos toda la pus que dejaron la finales perdidas no nos vamos a curar en salud'. Lo empezamos a hacer después de jugar contra Wilstermann en Bolivia, antes de San Lorenzo. Empezamos a encausarnos a esta realidad", aseguró.

Además, el nacido en Rafaela, Santa Fe, confesó cuál es su máximo objetivo en su ciclo al mando del club de la Ribera: "Ganar la Copa Libertadores. Hoy es una ilusión".

Otras cinco frases de Alfaro:

Qué les dijo a sus jugadores después del título: "Los felicito y les agradezco porque lo que queríamos, que era amanecer el viernes con una estrella más, con un título más cada uno, lo hemos conseguido. Pero ustedes me enseñaron que Boca es obligación de ganar. Así que, muchachos, ahora hay que mentalizarse en ganarle a Godoy Cruz y seguir adelante en la Copa Superliga. Se terminaron los festejos y a pensar en Godoy Cruz, y después a cerrar la fase con Paranaense".

La identidad que tiene que tener su Boca: "oca siempre se caracterizó por una determinada naturaleza, por ese estirpe de equipo fuerte, de equipo duro, que no resigna nunca y que contiene talento. Porque los mejores equipos desde la época del Toto Lorenzo y de Bianchi siempre se sostenían en estructuras sólidas con talentos que marcaban la diferencia. Yo quiero recuperar los valores históricos que marcaron a Boca".

La definición del grupo en la Copa Libertadores: "Honestamente me gustaría que Boca sea primero, porque estos muchachos se lo merecen. Toque contra quien toque. Está el morbo de decir: "No quiero ser primero para evitar el cruce con River...". Si tenés que cruzarte con River tenés que cruzarte con River, tenés que cruzarte cuando sea".

Mantener el equipo después del mercado de pases: "La semana pasada hablábamos con Nico y me hacía esa pregunta. Le dije que ninguno, quiero que estén todos conmigo. Pero si Esteban (Andrada) va a la Copa América y tiene un buen torneo, puede emigrar. Nández y Benedetto pueden llegar a tener posibilidades de salida... Después, cae una oferta que no se puede rechazar y no voy a ponerle trabas a ninguno.

Posible cruce con River en octavos: "Esa circunstancia siempre va a existir, subyace bajo la superficie de cada uno, a todos nos sucedió. A mí me pasó en la carrera de Ingeniería, cuando rendí Química Inorgánica II y me bocharon. Fui a rendir de nuevo y esperaba que no me bocharan. Pero ahí decís: 'Si yo estudié y voy a responder bien'".
Enviá tu comentario
Seguí leyendo...