martes 16, octubre 2018 | Actualizado 07:55
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Hay una "seria inseguridad alimentaria" en Argentina: qué significa

21/09/2018 16:37 hs
Así lo afirmó Hilal Elver, la relatora especial sobre el derecho a la alimentación de las Naciones Unidas.

Luego de 10 días de visitas por diferentes puntos del país y reuniones con un variado abanico de sectores de la sociedad, Hilal Elver, la relatora especial sobre el derecho a la alimentación de las Naciones Unidas, elevó un duro informe sobre la situación socioeconómica del país donde alertó de que "en la Argentina casi cuatro millones de personas enfrentan una seria inseguridad alimentaria". Instó al Gobierno a corregir los programas de comedores escolares.


"El modelo de desarrollo agrícola del país que se basa en una producción comercial intensiva orientada a la exportación, siendo la soja y el maíz transgénicos sus principales productos, no es beneficioso para el derecho a la alimentación en la Argentina", destacó Elver en su documento de más de 70 páginas. El mensaje de la relatora de la ONU sobre la seguridad alimentaria en la Argentina llega justo tres días antes de que el presidente Mauricio Macri visite las Naciones Unidas para participar allí de la Asamblea Anual de la ONU donde tiene previstos encuentros con otros líderes políticos de diferentes países.


La relatora especial de la ONU comentó además en conferencia de prensa que "los programas alimentarios del Gobierno no se ajustaron en función de la devaluación del peso", planteó que deberán reforzarse en su presupuesto en el futuro inmediato y remarcó que los comedores escolares distribuidos a lo largo del país "solo deberían servir en situaciones de emergencia ya que no constituyen una verdadera solución".


Si bien Elver resaltó que durante sus reuniones con funcionarios del Ministerio de Desarrollo Social, la secretaria de Salud y la secretaria de Agroindustria encontró una buena recepción y predisposición, también señaló que "la Argentina debería atender la brecha que existe entre la producción interna y el mercado de comodities donde queda desprotegido un amplio sector de la sociedad".


En el informe -que será elevado al alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU- Elver cuestionó también la decisión del Gobierno de "aprovechar la crisis actual para desmantelar el apoyo al sector de la agricultura familiar mediante el despido de 500 trabajadores y expertos del Ministerio de Agroindustria".


Así, la relatora de la ONU deslizó que esta medida está "dirigida a promover aún más la agricultura industrial orientada a la exportación". Elver menciona en su informe al que tuvo acceso Infobae que la adopción de estas políticas en medio de una crisis económica "que ya aumentó significativamente la pobreza intensificará el impacto sobre el derecho a la alimentación en la Argentina".


La relatora de la ONU estuvo recorriendo comunidades de Chaco, la provincia de Buenos Aires y el Conurbano durante los 10 días que visitó la Argentina y hoy elevó el informe en el que alerta también sobre un grave problema de alimentación en el país, dado que casi el 60 por ciento de los argentinos tienen sobrepeso o son obesos, incluidos un 40% de niños.


También en su informe Elver destacó cuestiones más estructurales y de largo plazo relacionadas con la realización del derecho a la alimentación en el país. "La Argentina es un país de ingresos medios altos y tiene una de las economías más grandes de América Latina, aunque un importante sector de su sociedad está empobrecido", escribió la relatora de la ONU. A su vez, esta funcionaria de Naciones Unidas destacó: "Argentina tiene abundantes recursos naturales para la generación de energía y para la agricultura. Tiene tierras extraordinariamente fértiles y un gran potencial para las energías renovables. Es líder en la producción de commodities, con una industria agrícola y ganadera a gran escala".


Y realizó un duro cuestionamiento al uso de agroquímicos en la economía agrícola local. También Elver recordó que la Argentina logró un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) en el que se establece un acuerdo fiscal diseñado para resolver la crisis financiera, pero remarcó que ello puede servir para "exigir a la entidad crediticia mayor financiamiento para programas alimentarios y asistencia social". Por último se mencionó particularmente un pedido de la ONU para que el Gobierno priorice el diseño y la implementación de políticas destinadas a los pueblo indígenas y su acceso a la tierra.


En su conclusión final Elver destacó: "Estoy convencida de que la Argentina podría mejorar su situación actual y dar pasos importantes hacia el logro de una seguridad alimentaria y nutricional para todos y lo antes posible, a fin de evitar un mayor sufrimiento, en tanto que al mismo tiempo continuar trabajando para cumplir, a su debido tiempo, con los Objetivos de Desarrollo Sostenible".

Fuente: Infobae

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...