jueves 08, diciembre 2016 | Actualizado 11:16
Usuario
Bienvenido
T 19°C H 39%

Guillermo Moreno y César Milani expanden su cadena de pancherías

08/10/2016 21:16 hs
Tío Tola, la empresa de los ex funcionarios K con el empresario Carlos Castelli, desde hace un mes vende sus productos en una paqueta zona de Capital.

Por Pablo Javier Blanco

Nota extraída de Clarin.com


A Guillermo Moreno y César Milani, el Gobierno de Mauricio Macri les sienta bien. No políticamente, claro está; lo denostan cada vez que pueden. Pero sí en su rol de empresarios gastronómicos y dueños de la cadena de pancherías Tío Tola. A pocos meses de abrir un local en el Mercado de Maschwitz, los ex funcionarios K ampliaron su negocio y desembarcaron en la Ciudad de Buenos Aires con su primera panchería porteña.


En la parte coqueta del barrio de Retiro, sobre la calle Marcelo T. de Alvear, a pasos nada más del Palacio de Cancillería, Moreno y Milani, en sociedad con el empresario Carlos Castelli (fundador de Todo Moda y considerado en el país como el rey de la bijouterie), instalaron una diminuta panchería Tío Tola, casi idéntica a la que tienen en el Gran Buenos Aires, con un distintivo particular: sus precios económicos.


      panch.jpg

Apostando a su lema "la buena salchicha", los ex funcionarios ofrecen panchos con salchichas alemanas a 30 pesos. Hay combos: unasalchicha alemana con gaseosa 45 pesos, la opción con un porrón de cerveza sale 50 pesos. Y para los más glotones, aquellos que con un superpancho no se conforman, tienen la promoción de dos salchichas alemanas con gaseosa o agua por 65 pesos, 70 si es con cerveza helada.


La inflación -el índice que hace estallar a Moreno cuando alguien pone en duda las mediciones de su época en el INDEC (meses atrás protagonizó un escándalo en TV con un economista al punto de casi llegar a las trompadas)- también llegó a los panchos del ex secretario de Comercio y del General retirado K. A mediados de junio, el combo pancho + gaseosa estaba 35 pesos en el Tío Tola de Maschwitz. En el nuevo local, que cumple un mes abierto, sale 45 pesos. Todo con una bolsita de lluvia de papas pay.


Los panchos, iconos de la comida al paso, generalmente se abonan en efectivo. En Retiro, Once o Constitución, los carritos que los ofrecen se multiplican de manera exponencial con la oferta a 20 pesos, siempre cash. La panchería de Moreno y Milani, ubicada en una zona próxima a la city porteña, con agencias de turismo, galerías de arte, y bares, ofrece otro detalle: el pancho y la coca puede abonarse con tarjeta de débito.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...