jueves 25, abril 2019 | Actualizado 17:27
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Un desconocido grupo empresario ofrece comprar parte del multimedios de Cristóbal López

04/04/2019 08:22 hs
Propuso al juzgado que tramita los procesos concursales, gerenciar las radios Mega, ONE, Pop, el diario Ámbito Financiero y el portal Minutouno.com

Un desconocido grupo empresario quiere quedarse con el control de alguno de los medios de comunicación de Cristóbal López y su socio Fabián De Sousa. Se trata del denominado Grupo Papyrus, que presentó ante el juzgado donde se tramitan los concursos preventivos de las radios del Grupo Indalo y del diario Ámbito Financiero una propuesta para gerenciar estas empresas periodísticas.

 

La nota, firmada por Carlos Maximiliano Rosales, presidente del Grupo Papyrus, le ofrece al juez Javier Cosentino pasar a controlar las sociedades DH COM S.A; Editorial Amfin; Sanpas S.A; Desarrollos Informáticos Digitales; Votionis; Imagen Digital y Nefir.

 

Estas empresas a su vez son propietarias de las emisoras FM Pop; ONE; Radio Mega; el diario Ámbito Financiero y los portales Ámbito Web y Minutouno.com. Solamente quedan fuera de la propuesta del Grupo Papyrus el canal de noticias por cable C5N y la radio AM 710.

 

En su presentación, el dueño de este ignoto grupo justifica su oferta "habiendo tomado conocimiento del estado delicado, de la situación económica y financiera de la fallida".

 

La nota hace referencia a la situación de Oil Combustibles, la petrolera de Cristóbal López y empresa insignia del Grupo Indalo, que se encuentra en proceso de quiebra y que es accionista controlante del resto de las sociedades creadas por el holding del empresario kirchnerista.

 

Es decir, de todos los medios de comunicación que ahora el desconocido grupo que preside Carlos Maximiliano Rosales busca controlar.  Es más, en su nota al juez Cosentino, le plantea la posibilidad de "asumir un derecho de adquisición preferencial de las acciones correspondientes a las sociedades mencionadas previamente para el gerenciamiento provisorio, para la oportunidad en la que opere la venta judicial de tales activos".

 

Oil Combustibles es la empresa controlante de South Media Investments, a su vez dueña de los medios periodísticos mencionados en la propuesta y cuyos procesos concursales tramitan en el Juzgado Nacional en lo Comercial 5, a cargo de Javier Cosentino.

 

En el caso de Ámbito Financiero, se trata de la segunda oferta de compra que recibe el juez Cosentino en lo que va del año. La otra corresponde a los dueños de la imprenta Carivez S.A que también quiere tomar el control del diario fundado en 1976 por Julio Ramos y que Cristóbal López sumó al ex Grupo Indalo en febrero del 2015.

 

En cuanto a la propuesta de Papyrus, contempla además una inversión de capital que no se detalla en la nota "en las sociedades vinculadas con la comunicación en general, ya sea en una plataforma multimedia como también en sociedades relativas a la radiodifusión y televisión abierta, cerrada, aérea, codificada o cable".

 

El propio Rosales asegura en la carta enviada al juez Cosentino a la que tuvo acceso iProfesional, contar con "una importante trayectoria en lo que respecta al reordenamiento y resurgimiento de sociedades con un delicado estado económico-financiero, desarrollando un camino de viabilidad en las mismas".

 

En ese marco, el empresario entiende que el gerenciamiento se presenta necesario atendiendo al estado de Oil Combustibles y a que busca "responder al interés de los acreedores y de la empresa para realizar una propuesta superadora para todas las partes intervinientes y, al mismo tiempo, posibilitar el desarrollo ordinario de la actividad empresarial".

 

Agrega que su objetivo es mantener la supervivencia de los medios de comunicación del ex Grupo Indalo, "lo cual no es posible ante una parálisis en el ejercicio comercial de cada una de las empresas".

 

Asegura que la oferta del grupo podrá generar productividad a los medios y una eventual expansión para superar la situación económica deficitaria. Con el gerenciamiento, Rosales explica que podrá "diagnosticar y planificar un sendero de viabilidad, logrando de forma paulatina un mejoramiento contextual, direccionando los esfuerzos a fin de ordenar los sistemas administrativos, contables, financieros y económicos, dentro del proceso complicado y dificultoso de la cesación de pagos".

 

En el caso de que el juez Cosentino acepte la oferta, el dueño del Grupo Papyrus pide que se le otorgue un derecho de preferencia para la compra de las acciones de las sociedades a cargo de los medios de comunicación.

 

Y como canon correspondiente al gerenciamiento provisorio propone abonar $200.000 mensuales, pagaderos dentro de los primeros 10 días de cada mes. Ofrece además abonar un seguro de caución de $10 millones como garantía de cumplimiento de su propuesta.

 

Mas allá de las intenciones esgrimidas por Rosales en su carta al juez Cosentino, poco es lo que se sabe de los antecedentes societarios y comerciales del Grupo Papyrus.

 

Según consta en ámbitos legales, fue consituido el 11 de septiembre del 2018 por Escritura 87, publicada en el Boletín Oficial de ese día. Además de Rosales, sus otros socios son Diego Ezequiel Rosales y Fernando Zack.

 

El objeto social del grupo es dedicarse a inversiones de capital en empresas y sociedades por acciones y en especial a las vinculadas a los medios de comunicación, multimedia, radiodifusión, televisión abierta, cerrada, aérea, cable o codificada. También de telefonía básica o celular, industria gráfica, editorial de diarios, revistas y telecomunicaciones.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...