domingo 19, mayo 2019 | Actualizado 19:58
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Un hombre asesinó a su pareja de 12 puñaladas porque ella no dejó que le revise el celular

29/03/2019 14:50 hs
La pareja estaba separada pero seguía conviviendo en una casa de Tucumán. Sus tres hijas, de 4, 6 y 8 años, habrían presenciado el crimen.
El miércoles a la noche Ángel Ernesto Campos llamó a uno de sus hermanos y le dijo que se había "mandado una macana". Así llegó la policía hasta la casa de la localidad de Monteros, en Tucumán. El hombre todavía estaba en el lugar, sentado en el piso al lado del cuerpo de la madre de sus tres hijas. La había apuñalado 12 veces.

La víctima se llamaba Rita Alicastro y tenía 27 años. Hace unos días le había planteado al hombre que ya no podían seguir conviviendo. "Te tenés que ir de aquí; lo nuestro ya se acabó; no va más", contó un familiar de la víctima a La Gaceta.

De acuerdo a su relato, Campos no estaba conforme con la separación y esa noche habían discutido porque ella se negaba a entregarle su celular. En ese momento las tres hijas de ambos, de 4, 6 y 8 años, descansaban en la habitación de al lado e incluso una de ellas contó que había oído los gritos y a su madre correr por el living. Después, ya no escuchó más nada.

La presunción de los investigadores es que Rita mantenía una nueva relación sentimental con otro hombre y que Campos lo descubrió. Lo cierto es que la apuñaló doce veces, en el abdomen y en la cara. La mujer murió de un shock hipovolémico como consecuencia del ataque. También presentaba varias heridas en sus manos, por lo que se cree que intentó defenderse.

A pesar de que varios parientes de la mujer viven en las casas vecinas, ninguno escuchó esa noche. Al respecto el comisario Julio Concha especuló: "Es probable que esto sucedió por el ruido de la lluvia intensa que caía a esa hora". En cambio, la sospecha es que las hijas de la pareja sí podrían haber sido testigos del brutal femicidio. El hombre fue detenido y trasladado a un hospital por las heridas que se provocó, aunque todas son superficiales y se encuentra fuera de peligro.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...