martes 17, septiembre 2019 | Actualizado 05:39
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%
¡Arde Tele!

El desgarrador relato de Carmela Bárbaro: "Me dijeron que me iban a cortar la pierna"

18/02/2019 11:36 hs
La periodista habló de su lucha contra el cáncer cuando era solo una adolescente."A esa edad morirte no es una alternativa", aseguró.
Carmela Bárbaro estuvo invitada al programa que conduce Luis Novaresio por América, Debo Decir, para analizar la actualidad de la Argentina y hablar de su carrera como periodista. No estaba en los planes de los presentes -excepto del conductor, por supuesto-, que sería la protagonista del momento más emotivo de la emisión al hablar de una dura etapa de su vida.

La hija del reconocido periodista Julio Bárbaro contó que a los 16 años le detectaron un linfoma y tuvo que hacer quimioterapia durante un año: "Pasé por algunos momentos complicados en el medio del tratamiento. Tenía una herida que no cicatrizó porque no tenía defensas, entonces me agarró una infección y me tuvieron que internar".

"Fueron momentos muy críticos, independientes de la enfermedad pero que tienen que ver con lo que conlleva la quimioterapia. Me pasó en una edad en la que morirte no es una alternativa. Vos hacés lo que te digan que tenés que hacer", relató, en medio del silencio que se generó en el estudio.

Pudo recuperarse y, tal como se había prometido, al terminar con las sesiones de quimioterapia realizó un viaje con su novio de aquel entonces. Pero la tranquilidad no se prolongó en el tiempo, ya que a los 18 años comenzó con otros problemas de salud: "Me sacaron en andas de una cancha de paddle porque no podía ni caminar. Me dijeron que era cáncer de huesos, una metástasis... Es un fantasma que te persigue toda la vida".

"No dábamos con el diagnóstico y un médico hasta me dijo que me iban a cortar la pierna por debajo de la rodilla. Es un golpe espantoso que te digan una cosa así. Pero después busqué otros diagnósticos y al final era una consecuencia de la quimioterapia: una serie de combinaciones de drogas hace que se te destrocen los huesos. Aunque no se vea, soy renga", dijo.

"Me enojé en ese momento, como a todas las personas que les pasan cosas injustas", confesó la periodista, quien manifestó que mantiene una excelente relación con su padre.

Carmela también se refirió a su vida personal en la actualidad. Con Gerardo Rozín es madre de Elena, de ocho años. Y hace tres años fue madre soltera de Manuel: "Tomé la decisión sin saber cómo iba a funcionar. Fui sintiendo de a poco cómo iba pasando y fue cada vez mejor, no me arrepiento para nada".

Dijo que no sabe -ni puede saber por una cuestión legal- quién fue el donante que le permitió quedar embarazada de su segundo niño, y confesó: "Tener un hijo es muy difícil. Cuando crees que tenés más o menos acomodado al pibe algo pasa y no estás segura de lo que vas a hacer. Tenemos mucho poder y les podemos hacer mucho daño, por eso hay que ser muy conscientes".

Enviá tu comentario