miércoles 20, febrero 2019 | Actualizado 14:23
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

La madre de la víctima de Bariloche, Valeria Coppa: "Hubiese preferido que se matara, como mató a mi hija"

01/02/2019 12:53 hs
"Aunque esté preso 100 años, no voy a recuperarla", dijo la mamá de Valeria Coppa. Y dio detalles de la relación de la mujer con su ex.

Mariano Cordi, el hombre que era buscado desde el martes acusado del femicidio de Valeria Coppa, a quien mató de un balazo en la cabeza frente a la catedral de Bariloche, fue detenido este viernes en la zona de valle El Challhuaco, Río Negro. "Soy una persona de bien, no le deseo la muerte a nadie. Pero hubiese preferido que se matara, como mató a mi hija", dijo Marianela, la madre de la víctima, tras la detención. "Espero que se pudra en la cárcel", agregó.

 

Cordi se dedicaba a hacer en su casa -un trailer- armas artesanales diversas, entre ellas pistolas de bajo calibre, como la .22 que usó para asesinar a Coppa.


Una fuente de la investigación lo definió como un "demente", mientras que la fiscal a cargo del caso, Betiana Cedón, lo calificó en conferencia de prensa como una persona "extremadamente peligrosa".

 

Un investigador relató que en el propio terreno en el que vivía, Cordi enterró trampas cazabobos que podrían haber herido gravemente a la policía de Río Negro si los agentes no las hubieran detectado a tiempo.

 

En tanto, se estableció que la pistola calibre .22 que utilizó Cordi que utilizó para asesinar a Coppa estaba construida de modo muy rudimentario con elementos que semejarían una lapicera, indican fuentes oficiales.


La investigación ya confirmó que ambos mantuvieron una discusión alrededor de las 16 junto a las escalinatas de la entrada principal de la Catedral y que cuando Coppa terminó el encuentro y se dio vuelta para agarrar su bicicleta, Cordi le disparó desde atrás a la cabeza a escasos centímetros de distancia y ante decenas de turistas y vecinos.

 

Justo en ese momento se realizaba una batucada compuesta por unos 15 artistas, cuya música hecha a partir de tambores tapó la estampida del arma, sospechan las pesquisas.

 

Tras la detención, Marianela agradeció a las autoridades que participaron de la búsqueda. "La fiscal, el procurador, la Policía, han trabajado denodadamente hasta encontrarlo. Estaba escondido entre los pastizales", dijo y agregó: "Me da una cierta tranquilidad, por el hecho de que va a estar encerrado. Aunque esté preso 100 años, no voy a recuperar a mi hija. En este momento estoy yendo al cementerio privado a buscar las cenizas de mi hija".

 

A su vez, en diálogo con TN, recodó que tenía un presentimiento respecto a quien terminó siendo el femicida de Valeria. "Yo tenía una percepción de madre, porque veía algo raro. Pero no encontré muchas cosas. Mi hija era muy independiente y no quería invadirla. No vivían juntos", dijo la mujer. Coppa y su asesino habían salido durante seis meses. Se habían separado hacía dos meses. Ella lo dejó y él le pidió encontrarse para hablar. Ese día la mató. 


Marianela contó que su nieta menor le había dicho que Cordi "era un tipo muy celoso". Juan Coppa, padre de Valeria, estuvo bajo custodia hasta el momento de esta detención: es que el hombre tiene a su cargo a sus nietos. "Es un hombre peligroso y todavía permanece prófugo", había explicado Juan sobre la vigilancia en la puerta de la casa donde vivía con su hija y sus nietos de 9 y 16 años.

 

"¿Por qué no confió en mí? ¿Por qué no pidió ayuda?", se pregunta Marianela sobre el silencio de su hija, quien presume que estuvo amenazada por él antes de terminar muerta.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...