viernes 19, abril 2019 | Actualizado 02:16
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%
¡Arde Tele!

Escándalo en Italia: Gina Lollobrigida y un polémico casamiento con un gigoló que le trajo problemas

28/01/2019 13:28 hs
La actriz de 91 años había contraído matrimonio en 2010 con un hombre 34 años menor, quien la estafó con un casamiento por poder.
A los 91 años uno imaginaba una vida tranquila para la estrella italiana Gina Lollobrigida. Pero la realidad está lejos de la paz y la armonía. La actriz todavía sufre las consecuencias de un gigoló que se acercó a ella para robarle su fortuna.

El año pasado, se había dado a conocer una historia "de película", una batalla contra su único hijo Milco Skofic y su nieto Dimitri por la gestión de sus millones. Ambos intentaron que la Justicia la decretara "incapaz" y "senil" para así ellos ocuparse de la administración de su patrimonio, valuado en 36 millones de euros.

Ahora la diva rompió el silencio: asegura que llegó el día de la anulación de su matrimonio con el español Javier Rigau.

Lollobrigida contó a Il Corriere della Sera, su diario de cabecera, que el Vaticano "concedió la nulidad matrimonial, después de una batalla en los tribunales italianos y españoles". Y aclaró: "Finalmente soy una señorita".

Según cuenta la actriz, recibió la noticia en persona en la sede del Tribunal de la Rota Romana (órgano de apelación de la Iglesia que se encarga, entre otras cuestiones, de la disolución de los matrimonios).

Por este trámite Lollobrigida tuvo que posponer un viaje que tenía programado a Hollywood para comenzar la grabación de The Last diva, su documental biográfico.  "Lollo" asegura que el mismísimo Papa Francisco fue el encargado de firmar su petición.

¿Cómo comenzó el tormentoso culebrón de Lollobrigida y Rigau? En 2010, año en la que la pareja se casó por poderes, sin que ella estuviera presente en la ceremonia, en la parroquia de San Vicente del barrio de Sarrià, en Barcelona.

Nada parecía raro, hasta que a los meses la actriz denunció -en España primero y en Italia después- que no había dado su consentimiento para el enlace y que había sido víctima de una estafa por parte del empresario catalán (34 años menos que ella).

La justicia española archivó la causa. Recién en 2017 un tribunal italiano dictaminó que la boda era válida y absolvió en primera estancia al español por los cargos de estafa y falsedad de documentación.

Por estas horas Gina festeja el fin de la pesadilla: la disolución del vínculo que todavía la unía a Javier Rigau: "¡Finalmente! La verdad tenía que salir a la luz. Ese individuo (Rigau) no dejaba de hacerse publicidad con mi nombre y sobre todo, ponía en duda mi credibilidad y se planteaba derechos que no tiene sobre mi patrimonio".

Pero los dolores de cabeza no terminaron para la actriz. Desde hace cuatro años, su familia intenta inhabilitarla por ceder gran parte de su patrimonio a su inseparable asistente, Piazzolla, según las malas lenguas otro "gigoló" que logró engañarla.

Lollobrigida había contado a medios italianos que había planeado casarse con Rigau en Nueva York en 2006, pero que finalmente decidió dar un paso atrás gracias a las señales de alerta de sus amigos. "Cuando llegó el momento de comenzar con los preparativos, que por cierto, pagaba yo, escuché a algunos amigos que me pusieron en en guardia, me dije: '¿Pero qué estás haciendo?' Y anulé todo", comentó por entonces.

A fines de 2017 la artista nacida el 4 de julio de 1927 había sorprendió al mundo con una confesión: durante la juventud atravesó "dos agresiones sexuales graves" y no tuvo valentía para denunciar.

"La primera agresión fue a los 19 años, cuando todavía iba a la escuela. De la segunda, mejor no hablar", añadió. "Fueron dos cosas bastante graves y que de haber denunciado, los agresores hubieran perdido el trabajo".

"Cuando una molestia (sexual) es más que una molestia no la puedes eliminar, se queda dentro de ti y condiciona tu carácter, pues tus acciones están sujetas a ese recuerdo", se lamentó.

Enviá tu comentario