miércoles 14, noviembre 2018 | Actualizado 20:37
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%
¡Arde Tele!

Quién era Omar Pacheco, el director teatral que se ahorcó tras una acusación de abuso sexual

05/11/2018 10:10 hs
Exiliado político en los '70. Regresó al país y creó el Grupo Teatro Libre. Fundador de La Otra Orilla, calificaba sus creaciones como "teatro inestable".
Omar Pacheco, a quien hallaron ahorcado este domingo luego de ser acusado de abuso sexual, tenía una extensa trayectoria como director e iluminador, que había empezado a comienzos de la década del '70.

Exiliado durante la dictadura en Estados Unidos -donde participó de la organización Exilio Hoy- y Brasil, en 1982 volvió al país y creó el Grupo Teatro Libre, con el objetivo de "fundar un grupo de actores dedicados a investigar las posibilidades expresivas del entrenamiento físico y vocal, con el objeto de encontrar un lenguaje propio".

Con la influencia de Tadeusz Kantor y del Odin Teatre de Eugenio Barba, sus obras se inscribían dentro del llamado teatro de imagen, caracterizado por procedimientos emparentados con la fotografía, con cortes abruptos de iluminación, poco texto y gran despliegue físico, que requería una gran coordinación y precisión.

A sus propuestas, Pacheco las denominaba Teatro Inestable, al que diferenciaba del Teatro Tradicional, y las estrenaba en su propia sala, La Otra Orilla, en el barrio de Balvanera.

Entre sus montajes más destacados están Juan y los otros (1984), Obsesiones, sueños y ceremonias (1989), la denominada Trilogía del Horror -integrada por Memoria (1992), Cinco puertas (1997) y Cautiverio (2001)-, Del otro lado del mar (premiada en 2005 con el Trinidad Guevara) y La cuna vacía (2006), creada para el trigésimo aniversario del golpe de 1976, que trataba sobre el robo de bebés durante la última dictadura.

Varias de estas obras se mantuvieron durante años en la cartelera del off porteño y fueron invitadas a participar en festivales internacionales.

En sus 36 años de labor ininterrumpida, Pacheco trabajó con artistas como Liliana Herrero, Rodolfo Mederos, Lito Vitale o Gerardo Gardelín, recibió apoyo del Ministerio de Cultura y de la Fundación Antorchas, y colaboró con instituciones públicas y privadas como el Espacio Cultural Nuestros Hijos (ECuNHi), la UBA, el UNA y la UADE.

En paralelo a su actividad como docente, investigador y director de su compañía, participó como iluminador en las puestas de musicales del circuito comercial como Tanguera (2002), Nativo (2005) o Caravan (2009).

Enviá tu comentario