viernes 16, noviembre 2018 | Actualizado 07:05
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

La pelea que terminó en tragedia: un colectivo cayó de un puente tras una pelea entre el chofer y una pasajera

02/11/2018 14:32 hs
Ocurrió en la ciudad de Chongqing, China. Una cámara de seguridad grado el episodio donde murieron 13 personas.

El hecho comenzó con una mujer que le pega al conductor y él, devolviéndole el golpe, pierde el control del autobús y enviándolo directo al terrible final con una caída libre de 60 metros directo al río Yangzte, en el sudeste de China.

 

La pelea fue motivo de conversación durante todo el viernes en China, mientras la policía difundía el video recuperado de los restos del micro en el agua, mostrando los momentos antes del accidente, que ocurrió el domingo en la ciudad de Chongqing y mató a 13 personas.


El video fue visto cientos de millones de veces, provocando shock, enojo y preguntas sobre si hay demasiado veneno en la sociedad.


      Embed



"Tal vez hay demasiada energía negativa", dice por teléfono Wang Chenshuang, de 30 años, un residente de Chongqing, que trabaja en la industria de la educación. "Es sorprendente".

Dos personas que estaban en el micro aún están desaparecidas, y no se hallaron sobrevivientes, dijo la policía.


Las autoridades dijeron que la mujer, de apellido Liu, comenzó a pegarle al chofer, de apellido Ran, después de que ella perdió su parada y él se rehusó a dejarla bajar.


Mucha de la furia quedó desplegada el viernes, donde los usuarios de internet dijeron que estaban indignados por el hecho de que Liu y Ran permitieran que una pelea tonta pusiera en peligro las vidas de tantas personas. Pidieron al gobierno que haga más para proteger a los conductores de colectivos.


"En pocos segundo, toda la vida en un colectivo se perdió", escribió un usuario en Weibo, la red social china. "El precio de actuar por impulso es demasiado grave".


Zheng Chuankai, un abogado de Anli Partners en Beijing, dijo que el incidente puso en evidencia la necesidad de mantener leyes estrictas para castigar a aquellos que ponen en peligro la seguridad pública.

"Este caso es muy típico y muy violento", agregó.