viernes 16, noviembre 2018 | Actualizado 23:24
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Quién era la chica que murió al caer por el hueco del ascensor en Belgrano

29/10/2018 11:41 hs
Se llamaba Zoe Ulrich, tenía 16 años y era alumna del Nacional Buenos Aires. Era militante e hincha de River. Había perdido a su papá hace ocho años.
Hace poco más de un año, Zoe Ulrich, la joven de 16 años que murió el fin de semana tras caer por el hueco del ascensor en su edificio del barrio porteño de Belgrano, había tomado una decisión: poner, como foto de perfil en Facebook, una imagen de enorme significado: ahí se la ve en la playa, con su pareo al viento, como alas, y una sonrisa enorme, tras esos anteojos de sol con los que quizás buscara lucir mayor.

No hace falta haberla conocido para entender que era feliz, o al menos, que buscaba serlo, tras la muerte de su papá, un enorme golpe para su familia. De los posteos de Zoe se deduce que el hombre murió en septiembre de 2010. Y cada año, en cada aniversario y en cada Día del Padre, Zoe lo recordaba con un mensaje lleno de dulzura, amor y nostalgia.

Zoe era alumna de tercer año del Colegio Nacional de Buenos Aires, establecimiento que este lunes se declaró en jornada de duelo y donde también cursó el secundario su hermana mayor, según pudo averiguar Clarín. 

La joven transitaba la efervescencia de una militancia común en un sector importante de la juventud argentina. Además del caso de Santiago Maldonado, en su momento, la cautivaban dos temas que hoy están moviendo el amperímetro noticioso: el aborto y la Educación Sexual Integral."¡Educación sexual integral para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir!", posteaba el verano pasado. Y también se pronunciaba como parte del colectivo #NiUnaMenos.

Otros temas que la habían movilizado fueron las protestas docentes de 2017, por las que ella participó de las tomas del Colegio Nacional. Y, además, casos puntuales que estuvieron en las tapas de los diarios. En especial, el caso Belén, la joven condenada a ocho años de cárcel por homicidio agravado por el vínculo, luego de que se la acusara de asesinar a su bebé recién nacido en el baño de un hospital tucumano, pero que en 2016, luego de dos años, fue liberada por la Corte Suprema provincial. También en Facebook, Zoe comunicaba al mundo su alegría por la liberación de Belén.

De sus pasiones, no cuesta mucho reconstruir la que tenía por River y el fútbol en general. Quien sabe, tal vez una forma de recordar a su papá.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...