jueves 13, diciembre 2018 | Actualizado 14:37
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Albergues transitorios: ya hay dictamen para que admitan tríos y parejas swinger

27/09/2018 18:18 hs
La Legislatura lo tratará el jueves 4 de octubre.

Los hábitos sexuales cambiaron mucho desde que, en 1978, la Dictadura sacó un Código de Habilitaciones que tenía un capítulo de "usos tolerados" que se refería a los hoteles alojamiento. Mejor dicho: desde entonces, se cayeron muchos tabúes y esos hábitos se blanquearon. Pero a medida que la sociedad se relajó en materia sexual, la rígida letra del código casi no se modificó. Y ahora es momento de aggiornarlo: el jueves 4 de octubre la Legislatura tratará un proyecto que, entre otros cambios, oficializará a estos hoteles de paso como "albergues transitorios" y permitirá que reciban tríos o parejas swinger.


La iniciativa, que ya tiene un dictamen que fue firmado tanto por el Pro como por la mayoría de los legisladores radicales, fue presentada por el legislador porteño Sergio Abrevaya (del partido GEN).


Una de las modificaciones será eliminar la restricción de capacidad de las personas en las habilitaciones y quitar las palabras "usos tolerados": "Son cambios necesarios porque los demanda la población y también quienes conocen el negocio. Mientras en los municipios de Provincia se permite la publicidad, aquí continúa prohibida. Incluso en este momento se construye un emprendimiento en Benavídez, y en la Ciudad hace 20 años que no se construye nada. Hubo 180 establecimientos de este tipo y, solo en los últimos 10 años, cerraron 50", explicó Abrevaya a Clarín.


Los otros puntos tienen que ver con pedidos históricos por parte de los propietarios. La actividad está regulada por el código de "Habilitaciones y Verificaciones", promulgado en 1978. Los albergues transitorias formaban parte de las actividades consideradas como "Usos tolerados". El documento redactado en aquellas épocas especifica que "son aquellas actividades que no son honorables ni reconocidamente útiles. Cuyo ejercicio, en caso de ser habilitado por la Municipalidad, con sujeción a ciertas reglas y condiciones, no tiene derechos adquiridos". De esta manera la Dictadura Militar colocaba un manto de oscuridad en torno a los albergues transitorios.


"Se encasilla su funcionamiento dentro del marco de lo inmoral, cuando por el contrario, son establecimientos de hospedaje por menos de 24 horas. Una vez que se vote la ley, podrán ser utilizados en otras circunstancias, como por ejemplo cuando una persona debe permanecer por pocas horas en la Ciudad", detalló Abrevaya. Además lo que regirá la cantidad de gente dentro de una habitación serán los metros cuadrados de esta, pero no una antigua moralina.


La ley permitirá, entre otras modificaciones, hacer publicidad en la vía pública y medios de comunicación, colocar carteles del tamaño que elijan, ofrecer un servicio de bar sin limitaciones y competirles a los hoteles tradicionales.


"Los clásicos están destinados al turismo y están concentrados en las zonas céntricas y turísticas", analiza Abrevaya. "Pero en los barrios como Villa del Parque, Floresta o Lugano prácticamente solo hay albergues transitorios. El proyecto propone que el que visite la Ciudad y quiera usar un alojamiento por un par de horas, pueda ir al hotel alojamiento y se evite el pago de 24 horas de un hotel clásico".


Trece años antes del Golpe Militar del 76, el director Daniel Tinayre estrenaba una película que fue éxito de taquilla: "La cigarra no es un bicho". Trabajaban enormes figuras de la época, como Luis Sandrini, Angel Magaña, José Cibrian, Narciso Ibañez Menta, Malvina Pastorino, Amelia Bence y Mirtha Legrand, entre muchos otros. El guión de esta comedia giraba en torno a un hotel alojamiento y a la aparición de una enfermedad que obliga a seis parejas a permanecer en el lugar, en cuarentena.


"La Dictadura Militar dejó su sello también en los Códigos de Habilitaciones, no es ni casual ni inocente, sino por el contrario, tiene mucha simbología. Esta película, que en su momento fue tan exitosa, deja a las claras que no existía una mirada pecaminosa ni oscura sobre el tema previo al 76", rememoró Abrevaya. 

José Capelo, titular de la Federación Argentina de Hoteles de Alojamiento por Hora, y secretario general de la Cámara en la Ciudad, aseguró que el 90% de las consultas de los clientes está relacionada con el ingreso de tres personas a la habitación o de dos parejas. "Es preocupante que, en tiempos de apertura, el Estado regule cómo tenés que mantener tus relaciones íntimas, con cuántas personas", opinó Capelo.

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...