martes 25, septiembre 2018 | Actualizado 02:55
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Un grupo de adolescentes atacó a palazos un supermercado en Villa Lugano

05/09/2018 07:47 hs
Los agresores no tienen más de 19 años y se retiraron luego de golpear y amenazar a los dueños del local.

La inseguridad volvió a golpear a Villa Lugano, donde un grupo de 25 jóvenes, en su mayoría de entre 15 y 17 años, se acercó hasta un mercado para intentar generar destrozos. Los agresores se retiraron sin ingresar al local, luego de agredir a los propietarios a palazos.

 

Se trata de un comercio ubicado cerca de la villa Ciudad Oculta. Los investigadores creen que no se trató de un robo, sino de un ataque organizado, teniendo en cuenta que ante su cantidad, los agresores podrían haber vulnerado el portón de ingreso, que fue defendido por el dueño del mercado, su mujer y su mamá, informaron fuentes policiales.


      Embed

Incluso, la mujer tuvo que recibir asistencia médica, dado que en la desesperación por evitar el ingreso de los delincuentes, se agarró cuatro dedos con el portón, luego de que su pareja notara el avance de los agresores al salir a tirar un cartón. Para colmo, como días antes una escuadrilla del Gobierno de la Ciudad había realizado tareas de poda, los jóvenes tomaron ramas para continuar con su ataque.


La Policía se acercó al lugar por la denuncia de los vecinos, pero no hubo detenidos. Todo quedó registrado por las cámaras de seguridad del propio mercado y se cree que ninguno de los involucrados superaba los 19 años de edad.


"Salí porque sentí los gritos, del susto cerré todo. Era un grupo muy grande. Cuando salí, ya estaban todos en la puerta", señaló a TN una vecina del local, que fue testigo de la salvaje agresión.


Visiblemente atemorizada por el hecho, la señora detalló: "La chica del supermercado se agarró cuatro dedos con el portón al intentar cerrar rápido la reja. Acá cerca ya habían intentado robar otro supermercado. A este ya lo habían robado antes, hace tres o cuatro años. Esa vez a los dueños los lastimaron mucho. Cámaras no hay, y falta iluminación".


Otro vecino, cuya vivienda está ubicada en la misma cuadra, en Zuviría al 5900, contó una situación que resume la forma en la que viven en el barrio: "Todos los días tengo que sacarle la batería al auto, para guardarla en casa y que no me la roben. Son los ratones de siempre".

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...