martes 21, agosto 2018 | Actualizado 05:26
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Roly Serrano reveló cómo superó una depresión: "El Viagra me cambió la vida"

20/07/2018 09:27 hs
La nueva figura de "El marginal 2" se refirió a una etapa crítica en su vida donde tuvo que ir a un psicólogo.

Después del estreno de la precuela El Marginal2 (TV Pública, martes a las 22) y el éxito que tuvo la ficción de Underground, uno de los personajes que captó la atención del público y que más se destacó fue el de El Sapo, el malvado que interpreta Roly Serrano.

 

Invitado por Cecilio Flematti para el programa De caño vale doble, por Radio Rivadavia, no sólo habló de su rol en la tira, sino que también se refirió a cuestiones políticas y económicas. Y sorprendió cuando habló de una situación privada que lo ayudó a superar una depresión, cuando se enteró que no iba a poder ser padre. "El Viagra me cambió la vida", reveló.

 


La escena más fuerte de El Marginal 2: el personaje de Esteban Lamothe es violado en la cárcel

Al principio, la charla giró en torno al éxito que tuvo el debut de El Marginal 2 y sobre todo, alrededor de El Sapo, el personaje que interpreta y que maneja a todos los presos. "Es como si cumpliera años, que todo el mundo te saluda, te regala cosas. Lo vivo muy feliz, pero mas allá de la repercusión es la primera vez que me gusta lo que hice", sorprendió a todos. Y más teniendo en cuenta su enorme trayectoria como actor.

 

Y siguió: "Por otro lado me asusta. ¿De donde salió ese Sapo? Me encanta haber logrado un personaje al que no le veo los hilos. Al que no reconozco", admitió.

 


Roly reconoció que "Mi personaje lo armé con la ayuda de Caetano y Ortega, ellos me guiaron. Por eso diga que es un triunfo de los tres y no solo mío. La escuela de Caetano te lleva a agregarle algo a los personajes. Empecé a sentir que iba a pegar pero al principio no me sentí cómodo. Cuando decía los textos no fluía. Ahí Adrián se sentó al lado mío y me hizo esforzarme. Me armó y me contruyó"

 

Durante la charla, le recordaron los dichos de Georgina Barbarossa ("ahora compro la leche en sachet") y Adriana Varela ("en junio pagué el mínimo de expensas") con respecto a cómo pelearle a la crisis. "Sí, antes tenía dos teléfonos, uno de línea y otro móvil. En los dos tenía internet. Y saqué una de las dos líneas. Y eso que a mí me va bien y soy un privilegiado en ese sentido".


Georgina Barbarossa no llega a fin de mes: "compro leche en sachet para ahorrar"

"Otra forma de ahorrar es que no uso más nafta Premium y me pasé a la común. Me dijeron que no daña el auto y gasto menos que antes. También evito peajes. Me parece un robo a mano armada y una hijaputez el precio del peaje. Igual que los estacionamientos y el precio de las grúas".

 

Además, el actor recordó un cruce televisivo que tuvo hace unos días con el diputado Fernando Iglesias en televisión. "Me saca de quicio la frialdad que muestran y que me hablen de estadísticas. Me enojé mal con él y le dije que ¡no me hable de estadísticas! Si la estadística dice que se vendieron 100 pollos supuestamente 100 familias comieron pollo. Y no! solo 10 familias lo hicieron. Los demás comieron otra cosa".

 

En un momento distendido de la entrevista, Roly ironizó sobre otras técnicas de ahorro. "Primero hay que tener una actitud muy valiente y hacernos cargo que somos culpables de lo que pasa. Para ahorrar comida usemos los platos más chiquititos. Para ahorrar papel higiénico usémoslo de los dos lados: primero de uno y después de secarlo del otro. Para ahorrar Viagra, palito largo de helado. Lo entablillás y... ¡no gastás en esa droga! (risas)".

 

Después, Roly se puso serio y contó cómo superó una profunda depresión con una frase que dejó helados a los periodistas. "El viagra me salvó el matrimonio. En una época descubrí que no podía tener bebés y me agarró una depresión muy grande. Hasta que mi mujer me dijo: 'sentate acá. En esta casa voy a tener sexo de once a doce, te tenga o no te tenga'. Entonces fuimos a un psicólogo y me dijo que tenía que reinvertarme. Y me recomendó Viagra para que vuelva a recuperar confianza. La experiencia fue maravillosa a tal punto que escribí un libro 'El día que usé por primera vez Viagra'".

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...