martes 12, diciembre 2017 | Actualizado 15:13
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Submarino ARA San Juan: llegan naves rusas para hallar la embarcación y rastrean a mil metros

25/11/2017 06:26 hs
Traen submarinistas expertos y un sumergible teledirigido con la mayor capacidad de descenso.

En el Sur de la Argentina están depositadas todas las esperanzas para localizar y rescatar al submarino ARA San Juan. La llegada de las Fuerzas Armadas rusas, con su última tecnología, trae además un aire de optimismo al puerto de Comodoro Rivadavia.

 

En la noche del viernes, ante cientos de curiosos que se acercaron al aeropuerto local, llegó un avión Antonov, uno de los más grandes del mundo. Dentro de él, vino el vehículo sumergible teledirigido que podrá descender hasta mil metros de profundidad y que tiene la capacidad para escanear el fondo del mar. La Armada confirmó ayer que es probable que la nave esté entre los 200 y los 1000 metros de profundidad.


El equipo ruso enviado al país comenzará a operar este sábado y según el almirante de la Armada rusa Vladimir Valúev esperan "tener resultados positivos" . El militar afirmó que su equipo de especialistas en este tipo de misiones "infunden esperanzas de que la operación tenga éxito".

 

El mensaje optimista llegó hasta el puerto de Comodoro Rivadavia, donde ya esperaban a los militares europeos un grupo de siete traductores rusos que iban a oficiar de enlace para poder cumplir con todos los requerimientos necesarios.

 

Pero todo se modificó al final del día, cuando se anunció que el Antonov que los trasladaba, sólo pararía en esta ciudad petrolera para abastecerse de combustible y continuar hasta Ushuaia, desde donde equiparán sus herramientas para poder salir al Atlántico cuanto antes.


Valúev, quien fue comandante de la Flota del Báltico entre 2001 y 2006, destacó la alta preparación y la experiencia de los expertos rusos en el salvamento de submarinos averiados que están en el fondo marino: "Los especialistas del equipo de salvamento marítimo podrán empezar la búsqueda del ARA San Juan aproximadamente dentro de un día".

 

Es decir que de no mediar dificultades, el vehículo sumergible teledirigido Pantera Plus -capaz de operar a una profundidad máxima de 1.000 metros - podría estar operativo el domingo. Las previsiones del clima para hoy son buenas.


La ayuda rusa se hizo oficial al día siguiente de que el presidente Putin asegurara por teléfono su "respaldo" a Mauricio Macri. El Ministerio de Defensa ruso había comunicado ayer que ya estaba en camino desde San Petersburgo rumbo a la Argentina el avión con un grupo de 40 marineros especializados en rescates subacuáticos.

 

Rusia también anticipó que el barco de exploración científica "Yantar", que estaba desplegado cerca de la costa de Africa Occidental, ingresaría a la búsqueda, aunque todavía no se tienen precisiones desde dónde y cuándo empezaría a formar parte de la misión.


Lo que sí se sabe es que este barco oceanográfico dispone de equipos que permiten "efectuar búsquedas a una profundidad de hasta 6.000 metros", gracias sobre todo a dos submarinos miniatura, precisó el ministerio en un comunicado.

 

Este viernes, en el puerto de Comodoro Rivadavia, la actividad continuó sin descanso para nadie. No sólo por el trabajo de los soldadores durante la noche que fue clave para avanzar en la modificación del barco Sophie Siem (donde instalarán el mini submarino norteamericano y que creen estará listo hoy para que pueda zarpar), sino porque cerca de las 18 y por expreso pedido de la Armada estadounidense empezaron a llegar chalecos salvavidas y ropa seca para 44 personas.

 

"Fue un pedido por parte de los Marines, porque ellos no descartan ninguna hipótesis y no quieren arriesgarse a nada. Lo hacen por prevención", contó Walter Flores, de Defensa Civil de Comodoro, quien aportó los materiales solicitados por los estadounidenses.


También, el remolcador ARA Puerto Argentino zarpó desde desde aquí hacia la zona de búsqueda para realizar un "mapeo del fondo del mar", informó Rubén Palomeque, secretario de Servicios a la Comunidad de Comodoro Rivadavia.

 

Pese a los esfuerzos por localizarlo, muchos expertos suponen que el submarino cayó en el océano del lado del talud continental, a profundidades en torno a los 1.000 metros. El talud es un desnivel con fuerte declive y llega hasta los 4.500 metros.

 

"En la búsqueda ya se ha barrido el área de la plataforma continental, sin resultado hasta ahora. Por eso la especulación es que cayó en el talud continental", señaló a Clarín una fuente naval no oficial, reflejando información que se maneja en la comunidad submarinista. De confirmarse esta información las tareas de rescate serían muy difíciles, o imposibles.


El minisubmarino de la marina estadounidense que se prepara en Comodoro Rivadavia tiene capacidad de operar hasta los 600 metros, o un poco más. Por eso el teledirigible ruso, que puede bajar aún más, es la nueva esperanza.

TAGS
submarino ara san juan, naves rusas,
Enviá tu comentario
Seguí leyendo...