viernes 15, diciembre 2017 | Actualizado 18:48
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Boca cayó 2-1 ante Racing y perdió su invicto en la SuperLiga, aunque se mantiene puntero

19/11/2017 19:16 hs
La Academia le quitó la posibilidad al Xeneze de alcanzar el récord con nueve triunfos consecutivos en un arranque de campeonato.

El clásico en la Bombonera entre Boca y Racing exponía dos realidades distintas entre candidatos a la Superliga. Porque los de los mellizos Barros Schelotto llegaban punteros perfectos del torneo y buscaban el noveno triunfo seguido para alcanzar un record del profesionalismo; mientras que del otro lado dirigidos por Diego Cocca llegaban enmarañados en una campaña irregular. En este contexto, los visitantes dieron el gran golpe y se impusieron 2 a 1. Así llegaron a 12 unidades y bajaron el andar apabullante del puntero, que quedó con 24 puntos seguido de San Lorenzo y Unión (18).

En un partido caliente, parejo y luchado en cada rincón del juego, Boca no tuvo su mejor noche y Racing se quedó con los tres puntos por méritos propios, errores del rival y, sobre todo, por la claridad de Lautaro Martínez que tuvo dos intervenciones claves con un gol y una asistencia.

En este contexto, Racing jugó un primer tiempo con mucha personalidad en el que no dejó a Boca moverse con comodidad. Lo presionó arriba cuando vio la oportunidad y esperó atrás cuando la jugada lo pedía. Cuando pudo contragolpeó o se las arregló para hacer daño a pesar de estar en desventaja numérica en algún ataque. Boca intentó ser protagonista pero le costó mucho hilvanar el juego colectivo que lo caracterizó a lo largo del torneo.

La mejor jugada colectiva del  de los primeros cuarenta y cinco minutos fue a los 16', todo a un toque. La arrancó Pablo Pérez con Cristian Pavón a la derecha del ataque, quien tocó para Darío Benedetto quien la "rebotó" para la llegada de Nahitan Nandez y el uruguayo volvió a tocar para el centro a la llegada de Pérez nuevamente. El capitán de Boca remató cerca del palo derecho de Juan Musso.

Pero sería la Academia quien abriría el marcador a los 36', con una joya de Lautaro Martínez. El juvenil aguantó la marca y tocó de espaldas para la corrida de Enrique Triverio por la izquierda, se la devolvió y el delantero sacó un remate inatajable desde la medialuna del área: la pelota dio en el palo izquierdo de Agustín Rossi y se metió.

Igualmente Boca pondría la justicia en el marcador para lo que fue la primera etapa. Tan sólo cuatro minutos después Miguel Barbieri chocó a Nandez cuando entraba al área y Darío Herrera cobró penal. Benedetto no falló y estampó el 1 a 1.

El segundo tiempo arrancó con el dominio de Boca y la férrea defensa de Racing. A los ocho, cuando los de Cocca casi no había pasado la mitad de cancha en el complemento apareció nuevamente Lautaro Martínez para que festejen los visitantes. Todo empezó con un pelotazo del arquero en el que Paolo Goltzcalculó mal y Martínez le ganó la espalda. Enganchó ante Wilmar Barrios y le dio un pase bárbaro a Augusto Solari. El ex River entró en diagonal y definió a la salida de Rossi en el mano a mano.


(Fuente: Clarín)

Enviá tu comentario
Seguí leyendo...