sábado 18, noviembre 2017 | Actualizado 09:00
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Quién es la diputada K que votó a favor del desafuero de Julio De Vido

26/10/2017 07:51 hs
Es la hija de Carlos Soria, el gobernador de Río Negro que fue asesinado por su esposa el 1° de enero de 2012.

María Emilia Soria es del Frente para la Victoria.  Es abogada, tiene 32 años, el domingo fue reelecta como diputada por Río Negro y votó a favor del desafuero y la exclusión de Julio De Vido de la Cámara de Diputados.

 

La legisladora llegó a último momento al recinto y argumentó que venía de atender a su bebé. En principio, Emilio Monzó, presidente de la Cámara de Diputados, la felicitó, pero no le permitió hablar, aunque luego le cedió la palabra.


"Vengo a cumplir con lo que sostuve. En un primer momento, el oficialismo intentó torcer la interpretación de la ley de fueros. Pero hoy la situación es distinta, desde el punto de vista formal y jurídico", comenzó Soria.

 

Para la legisladora, De Vido fue "perseguido" y sostuvo que se montó una "operación mediática".

"¿Se hablaría hoy del aumento de precios, de (Santiago) Maldonado, si no estuviéramos concentrados en De Vido. Esta es una maniobra para distraer a la gente del ajuste", enfatizó en su exposición.

 

Pero enseguida sostuvo con firmeza: "El pedido se ajusta a las previsiones de la ley. Y durante estos años aprendí a no renunciar a mis principios y a dar la cara. Voy a votar afirmativamente. Y voy a agradecer a mis compañeros de bancada".


Así, Soria se ganó el aplauso del recinto. Y también el reconocimiento del bloque de Cambiemos. Lilita Carrió, desde su banca, le tiraba besos.


Nacida en el Alto Valle de Río Negro, Soria cambió su postura en comparación con la sesión en la que se intentó expulsar al ministro más poderoso del kirchnerismo por "inhabilidad moral" en julio pasado, cuando su voto fue negativo.

 

En 2016, en tanto, no participó de la sesión en la que se aprobó el allanamiento a la casa de Julio

 

La diputada, que venía de ganar el domingo la elección en su provincia por cerca del 50% de los votos, es respaldada políticamente por su hermano Martín, actual intendente de General Roca.

El año pasado, Soria se enfrentó con Marcos Peña, un día en que el Jefe de Gabinete fue a la Cámara Baja.

 

La diputada, entonces, le mostró una manzana que tenía en su mano derecha mientras le dijo: "¿Sabe lo que es? Es una manzana de Chile. ¿Usted sabe que gracias a su política macroeconómica tenemos más de 700 mil kilos de manzana chilena compitiendo en este momento con la producción de Río Negro?".

 

Acto seguido, le pidió a Peña que le aconsejara al presidente Mauricio Macri que recibiera a los productores frutihortícolas que un día antes se habían manifestado la Plaza de Mayo para reclamar por la crisis que atravesaba el sector.

 

Tragedia familiar

 

El padre de la diputada es el ex gobernador de Río Negro Carlos Soria, un histórico dirigente del peronismo, que fue asesinado por su esposa, Susana Freydoz, el 1° de enero de 2012. La mujer, quien a los 65 años pasa sus día en la cárcel de Ezeiza, fue condenada a 18 años de prisión y recién podría tener salidas transitorias en 2021.

 

Según los investigadores Freydoz había empezado a tener "celos enfermizos" cuando vio un mensaje de una kinesióloga, supuesta amante de su marido, que había enviado él.

Aquel Año Nuevo de 2012 Soria y su esposa mantuvieron una fuerte discusión y se escuchó un tiro. Ella tomó un revólver calibre 38 y le disparó en el rostro a su marido.

 

La hoy diputada María Emilia Soria, tras escuchar el disparo, fue la primera en llegar a esa habitación.

 

La sentencia

 

"Se encuentra acreditado el hecho y su autoría responsable, no hay inimputabilidad ni emoción violenta excusables, pero existen circunstancias extraordinarias de atenuación", explicó el juez Carlos Gauna Kroeger al leer la sentencia.

 

Para el Código Penal, esas "circunstancias extraordinarias" permitieron reducir la prisión perpetua a una pena menor. Y fue así que el juez se tomó casi cuatro horas para leer su voto.

 

El vínculo que Freydoz y Soria mantenían no pasó inadvertido: el juez entendió que "la señora Freydoz quiso hacer un tratamiento psicológico pero debió abandonarlo conminada por Soria, que le dijo 'ojo con quien hablas'. Y así quedó frustrado un camino que podría haber atenuado ese infierno de celos y que podría haber evitado la tragedia".


(Fuente Clarín)

TAGS
maria emilia soria, gobernador de rio negro, julio de vido,
Enviá tu comentario
Seguí leyendo...