viernes 22, septiembre 2017 | Actualizado 23:00
Usuario
Bienvenido
T 20°C H 68%

Massa y Randazzo contra la "carta abierta de CFK: "El diálogo con los que nos dividieron no es posible"

12/09/2017 06:54 hs
La ex Presidente dijo en una carta abierta que su lista es la única que puede vencer a Macri.

Cristina Kirchner fantasea con un gran renunciamiento. No de ella sino de los otros candidatos opositores para que su boleta, la de Unidad Ciudadana (UC) sobreviva como única competencia contra Cambiemos. La ex Presidente, proyecta las elecciones del 22-O casi como un balotaje, un mano a mano suyo contra Esteban Bullrich sin Massa ni Randazzo sobre el ring.


Fue lo que blanqueó  con la "carta abierta" que posteó en Facebook donde convocó a un "gran acuerdo nacional" opositor contra Mauricio Macri y que, en la práctica, se traduce como un pedido de los demás candidatos que se alineen detrás de su nombre.


Tanto en 1País como en Cumplir, los espacios que comandan Sergio Massa y Florencio Randazzo, no le dieron entidad a la convocatoria de la ex presidenta. "¿La carta? El mensaje de un candidato pidiendo que lo voten", le dijo un massista a Clarín.

 

Al rato, Massa eligió Twitter para responderle a la ex presidenta. "El diálogo con quienes nos dividieron no es posible", cerró la puerta. "Un día no nos va a unir el espanto sino el amor por Argentina", completó.


      Embed

      Embed

      Embed

En el búnker randazzista, el sector que está más explícitamente en la mira de Cristina, prefirieron el silencio. A la misma hora que se difundió la "carta abierta", Randazzo estaba reunido con trabajadores de Pepsico.


Oscar Romero, jefe del Bloque Justicialista (BJ) y candidato a la reelección como diputado, reprochó que la ex presidenta se "acordó tarde" de convocar y lo hizo porque "parece que no le alcanza con (Luis) D'Elia y (Martín) Sabbatella".

 

Graciela Camaño, jefa del bloque del Frente Renovador, bajó la persiana del massismo. "Nosotros no tenemos ninguna intención de hacer nada con ella. No es la persona autorizada moralmente para que yo me sienta convocada".

 

Es decir, a convocatoria de la ex Presidente tropezó, a poco de emitirse, con el rechazo o el silencio de los dirigentes a los que estaba dirigida. El llamado que hizo vía Facebook tras sembrar el supuesto de un anuncio estruendoso trafica un mensaje menos amable para el planeta K: asume que solo en un duelo a solas tiene chances de ganar en octubre.


En el texto lo expone con más elegancia. "El Gobierno debe tener un límite y solo lo tendrá si ganamos las elecciones de octubre", anota Cristina y asegura que "solo hay una (boleta) que nos lo permite".

 

En un zigzag, la ex presidenta pide que la voten para ponerle límites a Macri y María Eugenia Vidal pero, a la vez, dice que nadie debe bajar sus candidaturas y acusa, elípticamente, a Massa y Randazzo de ser funcionales a Macri porque este se beneficia con una "oposición fragmentada".

 

¿Hubo diálogo o mensajes con algunos de esos dirigentes o fue una apuesta unilateral de Cristina? No existieron, dijeron a Clarín fuentes K, contactos previos sino que la "carta" se entendió como un primer movimiento.


La carta abierta de Cristina advierte sobre un "GRAN" -con mayúsculas- ajuste del Gobierno, interpreta que dos de tres bonaerenses votaron contra el Gobierno pero señala que la Casa Rosada no escucha ese reclamo y que la única forma es que pierda la elección.

 

"Es muy difícil pero no imposible", admiten cerca de la ex presidenta respecto a la posibilidad -hoy casi nula- de que alguna lista se baje. Por eso, aunque le habla a los dirigentes -y les ofrece un "gran acuerdo" para discutir postelecciones- en paralelo busca el respaldo de sus votantes.

n el Instituto Patria apuestan a que dirigentes territoriales y medios vayan, a lo largo de los días, dando su apoyo a Unidad Ciudadana. Cuentan a Clarín que hay, por lo bajo, charlas con referentes y con sindicalistas.

 

"Ganemos juntos esta elección y hablemos todos y todas, de todo. Sin limitaciones y sin reservas", promete la ex presidenta y alerta que "el Gobierno debe tener un límite, y solo lo tendrá si ganamos las elecciones de octubre".

 

A su lado traducen, como pueden, esa dualidad porque luego de pedir que apoyen su lista, Cristina habla de unificar posiciones en el Congreso cuando asuman los nuevos legisladores.

 

"Mañana trabajemos, unidos y unidas, por la construcción de una mejor alternativa política para el futuro", propuso Cristina antes de sintetizar, con un giro extraño, su propuesta: "No les pido el voto para nosotros sino que ofrecemos nuestra boleta para que pueda representar su voto opositor".

 

(Fuente Clarín)

TAGS
florencio randazzo, sergio massa, cristina krchner,
Enviá tu comentario
Seguí leyendo...