martes 24, enero 2017 | Actualizado 06:07
Usuario
Bienvenido
T 26°C H 69%

El recuerdo de la mamá de Lola Chomnalez, a dos años de su asesinato: "No volví a entrar en su cuarto para que no se vaya su aroma"

08/01/2017 09:22 hs
Adriana Belmonte habló del crimen de su hija y la recordó a dos años de su muerte.

Por primera vez en televisión, la mamá de Lola Chomnalez (15), Adriana Belmonte, habló del crimen de su hija y la recordó a dos años de su muerte. Belmonte explicó que cuando llegó a Uruguay no les recriminó a los padrinos de la nena, Claudia Fernández y Hernán Tuzinkevich la desaparición y posterior muerte de su hija.


"Estaba en shock esperando encontrar a mi hija. Eso no sucedió y comprendí que esto era más complicado. Cuando llegó Diego (Chomnalez, el papá de la nena) presentí que ésto era más que una travesura y que Lola no aparecería", explicó en Cámara del Crimen.


La nena fue asesinada el 28 de diciembre de 2014 en la playa uruguaya de Valizas, donde se encontraba para pasar Año Nuevo junto a Fernández, Tuzinkevich, y el hijo de la pareja. Su cuerpo apareció dos días después en la localidad de Aguas Dulces. La autopsia reveló que Lola murió por asfixia, que le habían presionado la cara contra la arena y tenía un corte en el cuello. Pese a la gran cantidad de sospechosos que se detuvieron, la justicia oriental aún no pudo determinar quién la mató.


Sobre el móvil que llevó a los asesinos a matar a Lola, la madre sostuvo que la nena habría reconocido a alguien y no descartó que una o más personas que participaron en su muerte se hubieran conocido con su hija la noche anterior en un tradicional toque de tambores uruguayo.


Tras recordar que la hubo muchas idas y venidas en la investigación, Belmonte celebró el impulso que tomó la investigación por el crimen de su hija luego de que lo tomara la fiscal Patricia Sosa. Cuando Ricardo Canaletti le preguntó cuánto hacía que no hablaba con los padrinos de la nena, la mujer fue contundente y explicó que el último contacto fue el 31 de diciembre de 2014 en el juzgado uruguayo.


Una casa llena de mariposas


La mamá de Lola recordó que en un momento muy duro, de mucho dolor, pidió una señal y relató que una mariposa se presentó en su casa y la acompañó toda una mañana mientras hizo trámites. A partir de esa explicación, Belmonte sostuvo que su hija era como una mariposa ya que "tiene una corta vida, pero lo que despliega es precioso". La mujer sostuvo que no volvió a entrar al cuarto de la nena para que no se vaya el aroma, pero aseguró que en algún momento se va a permitir ingresar.


Enviá tu comentario
Seguí leyendo...